• La boda de los hijos de mis amigas

    Cuando aún no se han casado tus hijas, y se casan los hijos tu mejor amiga, pasas por una experiencia muy especial.

    Esos niños han estado en tus brazos, los has visto crecer, les has cambiado el pañal unas cuantas veces y son casi como tuyos…

    Nunca pensé que fuera tan fuerte emocionalmente pero : si, lo ha sido!

    En el mismo año se han casado la hija y el hijo de mis mejores, muy amigas y eso marca!

    La. boda de Antonio el hijo de mi amiga Isabel. Foto de Cris Díaz.
    La. boda de Antonio el hijo de mi amiga Isabel. Foto de Cris Díaz.

    Además de emociones fuertes, en la boda de la hija de mi amiga, grandes dosis de amor, cariño, reencuentros con amigos y mucho baile, regado todo con buenos caldos. Que más se puede pedir?

    Begoña, Rocío e Ignacio , sonrisas verdaderas y enormes! Paula G. Furió
    Begoña, Rocío e Ignacio , sonrisas verdaderas y enormes! Foto de Paula G. Furió

    Pues eso, llorar y emocionarse, ver pasar por delante de ti todos esos años, desde que tu amiga lucía barriga, casi al mismo tiempo que tu marcabas el mismo tipo, recordando, mientras se deslizan por el pasillo de la iglesia, los ratos geniales y no tanto, que has disfrutado con ellos.

    Los baños en Altea, los batacazos entre los pantalanes, las quemaduras de sol, a pesar de las capas de cremas… y las papillas del Thermomix !

    El cine, las palomitas, las piscinas y los bocadillos de esa merienda clásica, la playa, los colegios,  las cantidades de mercromina ( alias Mercuriocromo) que hemos vertido juntas!

    Y lo que nos queda, que ahora vendrán los pequeños, y otra vez a cambiar pañales y con muchas ganas, cierto?

    Os quiero mucho Amigas!

Autor:

Directora de Mas Que Salud, Revista de salud trimestral y on line. Contenidos, entrevistas, reportajes y actualidad .Amante de mi país y apasionada de mi tierra, Alicante.

https://anaespadas.es/

Deja un comentario

Si quieres dar tu opinión, deja un comentario.